Viajar es uno de los mayores placeres de la vida, conoces diferentes culturas, idiomas, hermosos lugares, personas agradables y puedes pasar momentos increíbles con tus seres queridos o darte un tiempo a solas. Hoy te traemos algunos consejos para preparar tu viaje a Europa. Si es la primera vez que viajas a este inmenso continente, estos tips serán de mucho ayuda.

El continente europeo está conformado por más de 40 países, entre los cuales pueden encontrar diferentes usos horarios, climas, idiomas y culturas.  Es por ello que se debe preparar muy bien con todo lo necesario para realizar un viaje placentero y sin inconvenientes. Te recomendamos seguir los siguientes consejos:

Antes del viaje

Escoge tus destinos

Sabemos que Europa es bastante grande y tienes muchas opciones de países y ciudades que visitar, sin embargo, es imposible recorrer todo el continente en unas solas vacaciones. Por lo general, las personas suelen tomar vacaciones de 15 días a 30 días. En este sentido, escoge los países y/o ciudades que mas te llamen la atención y pasa al menos 2 noches para disfrutar de ellas y tengas un viaje tranquilo y sin presiones.

Decide la fecha del viaje

Escoger la fecha de tu viaje a Europa dependerá mucho de los destinos que elijas, pues lo mejor en viajar cuando el clima sea favorable para ti, ya sea que prefieras frio o calor. Otro tip importante para escoger la fecha, es esperar a que sea temporada baja, de esta manera no habrá tantos turistas, sin tanta presión e incluso puedes comprar los boletos mas económicos.  Además, la temporada en que viajaras te ayudará a saber que ropa empacar.

Documentación

Lo más importante que debes tener en cuenta para viajar a Europa es tener a la mano todos los documentos necesarios, desde tu documento de identidad (DNI), pasaporte, boletos, reservas de hotel, dinero, etc. Para preparar todo lo referente a esto, lo mejor es visitar algún consulado europeo en tu ciudad y confirmar los requisitos que necesites dependiendo del país que vayas a visitar primero.

Es importante mencionar que, en Europa existe un acuerdo internacional llamado Espacio Schengen. En este trato participan 26 países y es un acuerdo en el cual tienen libre tránsito entre sí, es decir, solo debes pasar por el proceso migratorio una vez, para moverte entre estos países es mucho más sencillo el proceso.

Lugar de llegada

Es recomendable tener todo preparado, o al menos lo mas importante como tu lugar de llegada. Con una simple llamada o en el sitio web, puedes reservar una habitación de hotel o alguna posada en la ciudad de tu preferencia. En este sentido, podrás tener segura tu estadía y presentar la reserva por si la piden en el aeropuerto.

Durante el viaje

Jet Lag

El jet lag es muy común cuando viajamos a otros países con zona horaria completamente diferente a la nuestra. Tu cuerpo puede no reaccionar muy bien a este cambio del horario causando insomnio, dolores de cabeza, estomacal e incluso fiebre.

La mejor forma de evitar el jet lag es prepararte unos días antes e ir acostumbrándote al horario del país al que vas, o ver si es factible dormir o no durante el vuelo, así es mas sencillo si llegas de noche podrás dormir de una vez o si llegas de día podrás estar alerta y activo.

Conoce la ciudad

Cuando ya tengas tus destinos claros, tomate al menos 3 días en cada ciudad para conocerlas. Muchas ciudades tienen museos con entradas gratuitas al público, otros cobran un pequeño porcentaje de entrada. Por otro lado, puedes recorrer parques, jardines, lugares históricos e iconos de la ciudad o del país.

Una buena manera de pasear por la ciudad es caminando y recorriendo los rincones. Además, puedes alquilar bicicletas para no agotarte tanto. En caso de que viajes con niños, puedes optar por las carriolas modernas, son muy practicas pues también tienen compartimientos para guardar más cosas. Son bastante cómodas para llevarlas a todos lados y tu bebe estará muy cómodo.

Otra opción son los tours, dependiendo de la temporada en la que viaje podrás escoger entre diferentes variedades de tours para conocer la zona, escoge el que sea más llamativo para ti.

Transporte

Sin lugar a dudas, la mejor forma de conocer una ciudad es usando el transporte público. Muchos países ofrecen paquetes de tickets o tarjetas del metro por unos días, así no debes pagar un boleto cada vez que lo uses. Puedes encontrar descuentos favorables y conoces mucho mas de su gente y el lugar en sí.

Usar los servicios de Uber o taxis de la ciudad también es posible, aunque estos suelen ser un poco más costosos, así que, si vas con poco dinero y quieres vivir la experiencia completa, te recomendamos usar el transporte público.

Para desplazarte entre ciudades puedes volar, sin embargo, si quieres ahorrar un poco de dinero puedes usar el tren. Muchos lugares de Europa tienen un tren bala, estos viajan bastante rápido a otras ciudades y podrás ahorrar tiempo también. Por otro lado, puedes viajar en bus o en automóvil.

Aprende lo básico

Dependiendo el lugar al que vayas a viajar, aprende un poco del idioma. Saber al menos lo básico es esencial para comunicarte con las personas, por ejemplo, para preguntar dónde queda algún lugar, ir al baño, un restaurante, el metro, etc. Cabe destacar que, también puedes usar algunas aplicaciones móviles que te ayuden en estos casos, incluso una pequeña ayuda de internet también es muy útil, sobre todo cuando se trata de buscar direcciones.

Lo más importante de todo es que disfrutes de unas buenas vacaciones, ya sea solo o en compañía de tu familia o amigos. Poder conocer diferentes culturas, personas, lugares increíbles, vistas hermosas, es una de las cosas mas emocionantes que podrás hacer en la vida. Guardar recuerdos de esos momentos hace que todo valga la pena, así que no te límites y atrévete a vivir una nueva aventura.